Como hacer SUP con tu Cachorro.

sup with your pup, Como hacer SUP con tu Cachorro.

Tú, tu perro y vuestra SUP en un estupendo soleado día remando juntos entre grupos de nutrias marinas. ¿Qué podría ser mejor? “No tan rápido”, dice Fred mientras salta repetidamente al agua, por encima de las cabezas de las nutrias. Como habrás adivinado, a muchos perros les encanta el paddleboard pero algunos necesitan un pequeño empujón. Afortunadamente para nosotros, Max, un extraordinario perro de Agility, y su experta entrenadora Shannon D. Wong están aquí para ayudarnos. Juntos hemos recopilado algunos consejos seguros para que tu perro llegue a amar tanto tu SUP como tú mismo.

sup with your pup, Como hacer SUP con tu Cachorro.
Shannon y Max Remando en una 12′ Bluefin Cruise

Lo primero es lo primero

Antes de que tú y tu perro os transforméis en humano y perro remadores, hay un par de cosas que tener en consideración.

¿Cómo es tu perro?

El aspecto más importante al presentarle a tu perro tu SUP es su personalidad. Un Jack Russell Terrier hiperactivo que salta por toda la habitación reaccionará de una forma diferente a un gran Golden Retriever feliz. Shannon recomienda cansar a los perros muy activos por medio del juego antes de intentar convencerlo de subir a bordo. Al hacerlo así, le ayudaremos a rebajar las distracciones y a que sea posible que se quede quieto mientras remas.

¿Está bien entrenado tu perro?

Si tu perro tiene un nivel razonable de respeto por ti y, al menos, un entrenamiento básico de obediencia, ya tienes un buen punto de partida. El concepto de “recall” (volver) es importante aquí. Recall (volver) determina si tu perro puede distraerse por ahí o si vuelve a ti durante el entrenamiento y el proceso de remo.

¿A tu perro le gusta el agua?

Los perros a los que les da miedo el agua son porco propensos a disfrutar del paddleboarding. Si tienes un perro miedoso, no le obligues a salir contigo. En su lugar, introdúcelos en el agua poco a poco. En la utopía humana y canina que es Vancouver, la tierra natal de Shannon, hay centros de entrenamiento acuático especiales para mascotas. Si no encuentras uno en tu zona, lleva al perro al agua donde tienes pensado remar. Camina por el agua con él y anímalo a nadar hasta tí. Muéstrale que es seguro y prémiale con alguna chuche.

¿Dónde vas a hacer SUP?

Elige aguas calmadas y lisas, especialmente al principio. Intenta permanecer a una distancia de nado de la orilla por razones de seguridad para ti y para tu perro. No introduzcas a tu perro en el SUP en medio del invierno. Seguramente se sentirá frío e incómodo.

sup with your pup, Como hacer SUP con tu Cachorro.
Dale a tu perro bastante tiempo para acostumbrarse al paddleboarding

Mira el SUP a través de los ojos de tu perro.

Valor

Como tú, tu perro tiene una clara percepción del valor. Para producir una asociación positiva entre el perro y el SUP, tienes que mostrarle qué tiene de bueno para él. ¿Entonces, qué puede valorar tu perro? Posiblemente, pasar tiempo contigo, jugar y, sobre todo, CHUCHES. En este caso, el soborno es aceptable.

Malestar

Tu perro se ha pasado casi toda la vida sobre tierra firme, como tú. Tiene sentido que el suelo dando saltitos bajo sus pies le cause alarma. Como pasa con la gente, esto se supera mediante la exposición y el fortalecimiento.

Familiaridad

Para conseguir que tu perro se suba a la tabla, no es una mala idea familiarizarlo primero con la tabla. También deberías consultar a tu perro cuál es su opinión sobre el agua. ¡No te rías! Si tu perro odia y teme el agua, tienes que dedicar un poco de trabajo a ese frente primero.

Diversión

Sobre todo, haz que la actividad sea DIVERTIDA para tu perro. Si fuerzas a un perro receloso, depués tendrás que pasar siglos deshaciendo las asociacines negativas que se ha creado. Por el contrario, si te lo tomas con calma y le das tiempo a tu perro, os convertiréis en un feliz tándem al remo mucho más rápido.

sup with your pup, Como hacer SUP con tu Cachorro.
Premia a tu perro por su progreso positivo

Guía de Entrenamiento Canino para SUP

Parte 1: Tierra Seca.

1. Familiariza a tu perro con la tabla en tierra firme.

Si tienes un lugar donde tumbar la tabla en una zona donde tu perro pasa el tiempo, genial. Aunque puede parecer un exceso, escúchanos. Si puedes enseñar a tu perro a asociar la tabla con las chuches mientras no se bambolea en el agua, crearás unos cimientos sólidos para un uso futuro. Anima a tu perro a subirse y bajarse de la tabla. Premia las subidas voluntarias a la tabla con chuches y felicitaciones.

2. Informa a tu perro de que la tabla se mueve

Ahora que tu perro está deseando pasar tiempo sobre este nuevo artilugio, enséñale que se mueve. Con el perro encima, intenta deslizar la tabla suavemente o bamboléala de un lado a otro. Pude ser que se baje de un salto, lo cual está bien. Anímale a volver y repite unas cuantas veces.

3. Refuerza la confianza de tu perro y agudiza su equilibrio.

¿Te han temblado alguna vez las piernas al subirte a unos patines de hielo? La confianza y las patas de tu perro sufrirán algo parecido mientras se acostumbra a una superficie inestable.Shannon y Max usan una bola Bosu en su entrenamiento. La idea es animar a tu perro a que se sienta bien sobre un suelo inestable.Aunque es posible que no puedas hacer que tu perro dé vueltas sobre la Bosu, si que podrás conseguir que apoye una pata o dos sobre la bola.

Parte 2: Añade Agua

Una vez que a tu perro le encante subirse y bajarse de la SUP, ya estás listo para llevar la fiesta al agua. Ten cuidado con la reacción de tu perro ante la nueva situación y recuerda que tu energía influye en la de tu perro. No se trata de una Nueva Espiritualidad, sólo es un buen entrenamiento. Intenta mantenerte en calma e incluso túmbate. Si lo haces así, tu perro posiblemente te copie. Siempre lleva contigo chuches o juguetes para ofrecer como premio.

1. Preséntale a tu perro la SUP + el Agua.

  • Tumba la tabla en la orilla y asegúrate de que la quilla central está protegida.
  • Invita a tu perro a subirse a la tabla y prémialo con una chuche.
  • Repite algunas veces el subir y bajar de la tabla juntos, con la correa si te sirve de ayuda.
  • No arrastres ni obligues al perro. Eso sólo complica las cosas.
sup with your pup, Como hacer SUP con tu Cachorro.
¡Consigue que tu perro se suba a tu SUP!

2. Cómo conseguir que tu perro se su suba a tu paddleboard.

Desde la orilla:

  • Si las condiciones lo permiten, pon la punta de tu tabla en la orilla y la cola en el agua.
  • Ten cuidado con la quilla central. Evita que raye o abolle el fondo de la tabla.
  • Si fuera necesario, mete más la tabla en el agua hasta que la quilla central esté segura.
  • Invita a tu perro a pisar o saltar sobre la tabla.
  • Si tu perro es del tamaño de una jarra de cerveza, ponlo suavemente sobre la tabla.
  • Ahora tú deberías subirte y sentarte.
  • Intenta no mover la tabla para no asustar a tu perro.
  • Premia a tu perro con una chuche.

Desde un muelle.

  • Súbete a la tabla primero y mantenla tan cerca del muelle como sea posible.
  • Invita a tu perro a pisar o saltar sobre la tabla.
  • Si estás en un muelle muy elevado sobre el agua, necesitarás una mano que te ayude a bajar al perro hasta la SUP.
  • Abordar la tabla de esta manera es más difícil y no es recomendable en las primeras vueltas.
sup with your pup, Como hacer SUP con tu Cachorro.
Los perros Bluefin, Jones y Dudley, se preparan para remar

3. Posición de tu perro sobre la tabla.

  • El lugar favorito de Max es en la mísma punta de su Cruise Bluefin, con lo dedos fuera de la tabla como un bauprés.
  • Los perros más grandes estarán mejor cerca del centro de la tabla.
  • Asegúrate de que ninguno de vosotros está en un lugar que ponga en peligro el equilibrio de la tabla.
  • Si las cosas se ponen feas, siéntate a horcajadas sobre la tabla y acerca el perro a ti.

4. Cómo conseguir que tu perro se suba a la tabla desde el agua.

  • Haz que tu perro nade al costado de la tabla.
  • Agáchate sobre la tabla para no caerte.
  • Usa el asa del chaleco salvavidas para ayudar a tu perro a subir a bordo.
  • Si no tienes un chaleco salvavidas, intenta agarrar a tu perro por la barriga tan firmemente como puedas.

5. Dejar a tu perro en la orilla.

  • Es seguro hacerlo así y tu perro, seguro de si mismo, no se apresurará. Deja que tu perro nade hasta la orilla.
  • Si tu perro es muy pequeño, llévalo hasta la orilla con suavidad.
  • Si tu perro prefiere no mojarse, lleva la punta de la tabla tan cerca de la orilla como sea posible y déjale que salte a la arena.
 
View this post on Instagram
 

Forget about SUP yoga, it’s SUP doga time ?

A post shared by Max (@walkwithmax) on

¿Necesita mi perro algún tipo de equipamiento?

No es totalmente esencial que tu perro esté equipado para el paddleboard. Dicho esto, Fifi se verá monísima con un chaleco salvavidas a juego con sus gafas de bucear. Pero, en serio, hay algunos accesorios que valen la pena.

Un Chaleco Salvavidas con asa:

Si compras algo, que sea un Chaleco Salvavidas para tu perro. Incluso si tu perro es un estupendo nadador, un chaleco salvavidas os pondrá las cosas más fáciles a los dos. Si tu perro se cae al agua o se echa a nadar, necesitará ayuda para volver a subir a la tabla. Naturalmente, no les gustará la ayuda en forma de tirón del hocico, cola o cuello.

Gafas de Bucear para perros

es divertido decirlo pero también son prácticas para la salud ocular de tu perro. Si quieres hacer del SUP con tu perro una costumbre, tomar precauciones contra las cataratas es un buen consejo. Shannon también nos advierte sobre el estrabismo canino. Los ojos de tu perro son sensibles a la luz, como los tuyos, así que una protección anti UV le ayudará a ver mejor. Rex Specs son lo que Shannon y Max usan en sus paseos. Ver bien = más diversión y más diversión = más cooperación por parte de tu perro.

Correa

Las opiniones sobre el uso de la correa cuando salís a navegar están divididas. La opinión de Shannon es que, mientras la correa sea suficientemente corta como para no enredarse, es útil usarla. Si el agua se pone brava, quizás tengas que sentarte para remar y sujetar a tu perro cerca de ti al mismo tiempo. Si te acercas a otros paddlers, a la orilla o a una tentadora gaviota, una correa corta te ayudará a mantener el control.

sup with your pup, Como hacer SUP con tu Cachorro.
Paciencia en el entrenamiento y muchas chuches para un feliz SUP con perro

Los Mejores Consejos de Max y Shannon para un feliz SUP.

  1. Tómate tu tiempo para el entrenamiento. Reeducar un mal comportamiento es más difícil que establecer un buen comportamiento desde el principio.
  2. Lleva chuches contigo para premiar el buen comportamiento Y para crear una asociación positiva con la actividad.
  3. Trabaja sobre la base del tiempo de atención de tu perro y haz las primeras vueltas cortas.
  4. Cansa previamente a los perros muy activos mediante el juego. Haz descansos durante la vuelta y deja que tu perro nade si disfruta con ello.
  5. No empieces en invierno. Elige el buen tiempo y el agua calmada para empezar.
  6. Los perros grandes necesitan más espacio. Asegúrate de que la tabla es cómoda tanto para ti como para tu perro.
  7. Tu energía se contagia a tu perro. Intenta mostrarte calmado, positivo y animoso.
  8. Haz que tu SUP sea un lugar donde tu perro quiera estar ya sea porque se está divirtiendo contigo o porque lo asocia con chuches y grandes aventuras.
 
View this post on Instagram
 

Living the high life

A post shared by Max (@walkwithmax) on

Muchas Gracias, de Bluefin.

Shannon Wong, entusiasta entrenadora de perros de Vancouver BC. A Shannon le encanta entrenar y trabajar con su perro Max y nunca dirá que no a una oportunidad de correr una aventura en su SUP. Max, el perro más estiloso y ágil que hayamos conocido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *